Feeds:
Entradas
Comentarios

Vivimos en una época de grandes antagonismos, no  podemos tener una humanidad basada en la imposición por la fuerza se hace necesario caminar hacia un mundo de paz.

Debemos generar en nuestros niños y jóvenes comprensión sobre la vida, desarrollar conciencia su relación con los otros y con ellos mismos.

El objetivo principal de producir este CD para niños y adolescentes,  es el de crear y  aportar  herramientas  de vida que   les  permitan, entender situaciones y vivencias propias de la existencia y así, –de una forma sencilla y terapéutica–,   ayudarles a  la comprensión y entendimiento de las circunstancias que los rodean.

Buscamos con este trabajo  inculcar valores, seguridad,  comprensión interna, solidaridad,  el autoconocimiento y el autodescubrimiento.

Al afianzar  conceptos, la mente y el alma les abre el entendimiento y comprensión espiritual, allí,  la presencia  de lo trascendente del ser humano a través de lo espiritual  que  permite que niños y adolescentes desarrollen esa fortaleza que los encaminara por un bienestar mayor , convirtiéndolos en seres mas centrados, armónicos y responsables de sus acciones.

Al aumentar su seguridad,  pueden conocer  con facilidad sus fortalezas, vencer las bajas vibraciones producidas por el miedo,  tener  mayor capacidad comunicacional e integrararse  al mundo con mayor entendimiento y entusiasmo.

El no desarrollar la espiritualidad en  época temprana hace que se desarrollen sin valores, tornándose  seres pragmáticos, poco  sensibles y humanitarios.

Es la razón prioritaria de este trabajo, lograr sembrar en nuestros niños un mensaje de  optimismo  y que  la relación con el medio ambiente y con los otros seres este impregnada de armonía, seguridad  y amor.

En el pensamiento de la colectividad todavía  prevalece  la idea,  que para tener una sociedad basada en principios Ubuntu, debemos comenzar a formar a nuestros hijos en los valores enfocados hacia  la tolerancia y el entendimiento sin percatarnos, que son  ellos, los niños y jóvenes de hoy, nuestros hijos, los que vienen a cambiar a la sociedad y rescatar al planeta de la adversidad.

La capacidad intelectual de los jóvenes de hoy  es imposible que pase desapercibida,  ellos  vienen a transmitirnos una nueva filosofía de vida.

A partir de la década de los 80, podemos hablar de la generación de los  índigos, estos  son seres de luz, seres Ubuntu!! Ya el concepto basado en la medición del coeficiente intelectual, como indicador máximo de la evolución de las personas, esta quedando atrás, pues las nuevas generaciones son multisensoriales, multifactoriales, ostentan,  capacidades y actitudes creativas, poseen gran talento y una inmensa carga humanitaria al nivel de conciencia social.

Estos seres de luz están poblando la tierra con un alto potencial intelectual y una nueva conciencia, vienen con la misión de romper esquemas sociales que atan a la humanidad para  lograr las transformaciones con humanismo y abolir la infelicidad y divisiones de los pobladores de la tierra. Este tema aunque no es nuevo, permanece todavía oculto ante los ojos de la generalidad de la gente.

Debemos conocer la esencia de estos niños y jóvenes, para estar a la altura de las circunstancias y no obstaculizar el proceso de evolución. Como padres, guías y maestros, podemos colaborar con los cambios, al  vernos obligados a  sustituir antiguos patrones educacionales, para darle a nuestros hijos, la libertad de expresión y de acción que merece su esencia.

Las nuevas generaciones son muy intuitivas, tienen como norte la justicia, ligada a la  ética, como la  manera de mantener el equilibrio de la sociedad, la verdad como centro de las relaciones, la cual, no puede ser cambiada por el tiempo.

No aceptan la violencia, el autoritarismo, promueven la horizontalidad y no la verticalidad en el mando. Aceptan el razonamiento, se revelan ante la imposición, respetan la autoritas, el conocimiento, la sabiduría, el respeto por el otro, son amigos, rechazan el lenguaje del odio, de  la fuerza y la imposición, son recursivos y dialogicos. Las nuevas generaciones son muy espontáneas y generosas, aman la vida y no la muerte.

Nuevos niños, nuevos jóvenes, nueva población ,más humana, más sensible, más democrática, menos autoritaria y manipuladora, se trata de seres especiales, tan terrenales como sus padres pero traen la consigna de propulsar cambios en la humanidad.

Señala la Dra., Maria Dolores Paoli, especialista en psico-espiritualidad  que los niños índigo, tienen capacidad de ver mas allá de los espectros de luz, escuchan todo tipo de sonidos y denotan destacada hipersensibilidad. El nombre de índigo no significa que sean azules, se les denomina así porque su aura o campo energético, tiende a reflejarse dentro de los tonos azules.

En los actuales momentos nos toca a  los adultos, los padres, tomar conciencia de que el ser humano esta cambiando, ellos vienen a darnos herramientas de vida a  nosotros, somos ilusos si pensamos que es a la inversa, debemos cambiar, revisarnos, mostrarnos mas abiertos a los cambios, el planeta es otro, debemos propiciar el entendimiento, la comprensión y por sobre todas las cosas dar y fortalecer el amor como centro rector de la vida.

La crianza debe estar basada en la visibilidad y transparencia, no se les debe avergonzar, ni culparlos, ni gritarles, ni mentirles, hay que preservarles su autoestima.

Se les debe guiar, respetar la posibilidad de elegir y evitar las comparaciones. La disciplina deberá ser impartida con emoción, estimular la excelencia, mas no la competencia e involucrar el buen humor.

Los niños y jóvenes  de hoy actúan instintivamente, vienen a elevar la energía del planeta, para ello, vienen a trabajar en el cambio de conciencia de los seres humanos, esto implica cambios en los sistemas de familia, de educación, de las formas de gobierno, de valores. Etc.

Cabe preguntarnos en estos momentos: estarán las escuelas preparadas para encausar estos principios?

Es allí donde debemos abocarnos todos, a transmitir estos conceptos, en nuestras casas, en los trabajos, en los barrios, plazas, darle la mano al hermano, debemos propiciar cambios en la sociedad, no mas odio ni violencia, logremos darle paso a los seres Ubuntu y aprendamos de ellos, están aquí para sembrar la vida, para  buscar sembrar la paz!

Si nos detenemos a analizar la esencia de la vida no podemos ocultar la realidad, somos dos seres en una misma vida, uno es efímero, el otro seguirá existiendo sin principio ni fin.
 
Cada ser humano esta compuesto de un cuerpo físico y del cuerpo astral, llamado alma, espíritu. Nuestra esencia es la replica exacta de nuestro cuerpo físico la gran diferencia es que las moléculas vibran a distinta velocidad. En nuestro cuerpo intra físico las moléculas vibran a velocidad muy lenta y constante por eso las cosas en la tierra son más sólidas. Mas allá de nuestro mundo tridimensional las moléculas vibran a una velocidad mayor en una dimensión etérea la cual es muy sutil y todo se produce en absoluta libertad.
 
Normalmente es posible ver el cuerpo astral, por ejemplo en los casos cuando se producen los procesos cuasi-muerte y las personas que han vivido esta experiencia narran las vivencias que tuvieron en el momento que fueron consideradas muertas y luego regresaron a la vida . En la cotidianidad de nuestra existencia, de forma natural, todos los seres humanos salimos del cuerpo y la mayoría de las veces por desconocimiento, pensamos que fue un sueño muy real, pero un sueño.
 
Los seres humanos nos proyectamos de forma inconsciente o lucida, de manera natural o forzada a través de técnicas que inducen la separación del cuerpo físico al extrafisico y es cuando podemos observar nuestro cuerpo astral sujeto por el cordón de plata, o simplemente ver nuestro cuerpo físico en un lugar mientras flotamos en otra dimensión guiados por una fuerza o energía de luz.
 
Desde niños escuchamos hablar del Ángel de la Guarda, del Espíritu Guía o de los Maestros Ascendidos, en la Academia Internacional de la Conciencia los denominan Amparadores y son estas las almas o energías de infinita lucidez que tenemos cerca para guiarnos, protegernos, pero que respetan el libre albedrío de cada ser. Igualmente tenemos los asediadores y los guías ciegos para los cuales debemos estar preparados y protegernos no dejando que dominen nuestros pensamientos.
 
Cuando salimos del cuerpo el cerebro y todos nuestros órganos quedan en el cuerpo físico y entonces nos preguntamos: Puede el ser extrafisico captar tanto sin tener tiempo ni espacio, visitar lugares, ver personas que ya dejaron la vida intra física, adelantarnos a futuros acontecimientos, brindar asistencia y siempre nos invade la incógnita, el pensamiento debe venir de algún lugar?…y se aclara la respuesta…nuestro ser extrafisico tiene conciencia.
 
Todas las teorías que tratan de ignorar la existencia de la vida extrafisica se caen cuando podemos realizar la proyección y ésta – como lo señalamos al inicio-, puede ser espontánea o forzada por la voluntad. Mientras manejemos las energías mas se generan los poderes mentales y las intuiciones,  podemos -si nos lo proponemos-, interactuar con otras conciencias que estén proyectadas o que hayan pasado a otra dimensión.
 
Al estar proyectados viene lo mejor de nosotros y podemos controlar o minimizar patologías, si nos dedicamos a concientizar que cada ser tiene ese poder maravilloso, podemos hacer tanto por nosotros y por nuestros semejantes, nuestra vida intra física y la del entorno mejoraría, al punto, de tener conciencia que tenemos una misión de vida, de que debemos prepararnos para lograr mayor lucidez, que debemos ser mejores personas, de ordenar y sanar nuestros pensamientos que la muerte no existe y que mientras dure nuestra vida en este plano debemos aprovechar al máximo nuestro aprendizaje y recordar que el cuerpo físico se cansa, se agota, necesita dormir, el extrafisico no…..

Sobre este tema no hay tratados científicos pero sí muchos libros llenos de consejos sobre la cuestión.
 
Si los consejos fuesen buenos, serian vendidos y son esos libros los que se convierten en best séller, aunque superficiales y consoladores se multiplican por el mundo. esto indica la enorme carencia de informaciones técnicas y practicas en esta área, “haga Usted lo que yo digo, no lo que yo hago” y cada ano cañones y soldados son bendecido con agua bendita para ir a la guerra y con la anuencia de sus gobernantes naciones invierten sus recursos en la adquisición de armamento dejando atrás, las necesidades básicas de la población…
 
A pesar de la ausencia de tratados científicos profundos sobre el tema este inicio de siglo puede ser considerado uno de los periodos más provechosos de la humanidad en la publicación de obras sobre el perdón, la reconciliación y podremos consultarlos para remediar nuestras dudas, podremos preguntarnos: si enfermamos debido a la hostilidad interpersonal, podrá la sicología y la medicina convencional ayudarnos? Estarán preparadas para erradicar el problema de modo eficiente ayudándonos a promover la reconciliación autocurativa?
 
Una investigación realizada durante dos décadas por el profesor de medicina George Liberman Engel , de la Universidad de Rochester USA, demostró que el 80% de los pacientes investigados que presentan enfermedades crónicas tales como cáncer e infarto, habían pasado por stress psíquico prolongado, frustraciones afectivas y desmotivación antes de la manifestación de la enfermedad, Engel y sus colaboradores establecieron una relación directa entre los problemas emocionales y los cuadros patológicos de los pacientes.
 
Como se ve, ya nos es raro para la ciencia de la salud admitir que la desafección, el conflicto afectivo, la incomprensión entre los seres humanos esta en la raíz de muchos males físicos. La relación entre conciencia, factores psicosociales, cura del comportamiento y función inmunológica ya no puede ser afrontada como “delirio”o alucinación. Psiconeuroinmunologia (levy&Monte 1.998: Luskin 2.002).
 
Pero esto no cambia el problema, por cuanto tiempo todavía tendremos que oír:
“Usted no debe contrariarse, ni discutir, no debe amargarse, debe superar la tristeza o resentimiento……tome este medicamento en caso que esto suceda”.
 “Si Usted continua sintiendo lo que le pasa a su pareja, su ulcera va a em- peorar, lo ideal es quedarse tranquilo,,,si no lo consigue, tome este tranquilizante”
La industria de los psicotropicos es una de las áreas que mas creció en la ultima década y recauda millones de $ en todo el mundo….
 
Con esta propuesta parece que el remedio es, que cada uno intente buscar individualmente el alivio para sus dolores afectivos, buscando la solución necesaria dentro de uno mismo .En este punto, surge la sensación de desamparo, de impotencia y de falta de recursos……..que nos falta? Tan solo experiencia, esta expresión inglesa saber hacer o como hacer,,y esta es la incógnita…Como?
 
La respuesta puede estar con quien practica técnicas de reconciliación desde hace los milenios de la historia: nuestros “Amparadores o conciencias extra-físicas”, especialistas en asistencia. Estos son conciencias maduras que nos precedieron en la evolución, pasando por los mismos contratiempos y desafíos evolutivos por los cuales nosotros pasamos ahora, Ellos tienen algo que enseñar respecto a la reconciliación que todavía nos hace falta: la experiencia., la técnica, la practica y la imparcialidad cosmoética.
 
La doctrina materialista es una creencia persistente introducida oportunamente después del oscurantismo medieval y que paso a dominar el pensamiento científico. De acuerdo con este paradigma llamado mecanicista y o físicalista los tres principios básicos para hacer ciencia son: la certeza del conocimiento científico, la separación de mente y materia y el entendimiento del universo funcionando como una maquina..(Greenwood & Jun. 1.999).
 
Negar la existencia de la conciencia y su manifestación multidimensional sin investigaciones exhaustivas, por miedo o por perjuicio, es un ejemplo mas de superstición científica que continua llevando a los investigadores a un callejón sin salida. “Experimento, luego existo”.
 
La investigación científica es un campo que siempre mereció amparo extra físico diferenciado, debido a la repercusión de sus hallazgos para la evolución de la humanidad, esto siempre ocurrió a través de la captación de ideas originales durante estados alterados de la conciencia.
 
Por lo tanto, admitiendo que somos sobrevivientes a la realidad del mundo físico, que existe de hecho una realidad extrafísica y que el auxilio de “Conciencias” siempre se hace presente en el curso evolutivo de la humanidad, hay un sentido lógico para invertir en la mejoría de las relaciones afectivas que nos mantienen interdependientes.
 
No es preciso ser dueño de la verdad absoluta para contribuir a la mejora de la realidad presente, constituye prueba de coraje y de aceptar otras dimensiones.
 
En el video clip, cortesía de You Tube, el material se corresponde a una visión que del perdón da la escritora y motivadora, Sandra Graves.

Depresión, síndrome del pánico, remordimiento, problemas de relación, pocas palabras podrían ser tan comunes y actuales como estas.
 
 Estos conceptos, presentes en la conversación informal del día a día como en el diálogo de los investigadores y profesionales de la salud, los cuales concentran sus esfuerzos en intentar reconocer los patrones y encontrar las causas, concebir tratamientos o formas de prevención de estos males, ya sea por el sentido común o a través de los criterios y métodos de la ciencia convencional.
 
Sin embargo, con todo el esfuerzo y extraordinaria dedicación y energía aplicadas para comprender y curar estos procesos, muchas veces los esfuerzos fracasan, como resultado de la visión materialista y limitada que la gran mayoría de las áreas de la ciencia todavía tiene el ser humano.
 
Desde hace milenios, la humanidad ha procurado entender la conciencia, así como los mecanismos involucrados en la generación y cura de sus males afectivos y emocionales bajo la óptica física o religiosa, muchos profesionales de la salud, aun tratan al individuo como un cuerpo físico controlado por reacciones químicas y condicionamientos psicológicos.
 
El elemento principal para el éxito aplicado a esta área –frecuentemente omitido o ignorado-,es que el ser humano no es el cuerpo físico y si, principio inteligente mas allá de la materia, energía, forma, espacio y tiempo, el cual tiene su historia individual y rasgos personales establecidos desde sus vidas anteriores.
 
Este principio inteligente, designado por muchos como: alma o espíritu es llamado conciencia en el área de la “Concienciologia”
 
Jamás llegaremos a comprender plenamente al ser humano- ni siquiera su cuerpo y aun menos sus complejos procesos emocionales-si no expandimos el conocimiento acerca de la conciencia, qué realmente somos, más allá de lo físico.

Sí con la angustia, todo me sale mal, con la melancolía, ni siquiera haré nada.

Pocas palabras podrían ser tan comunes y actuales como la banalización del mal. Estos conceptos, presentes en la conversación informal del día a día como en el diálogo normal de la población y de los profesionales de la salud, quienes concentran sus esfuerzos en intentar encontrar las causas y concebir tratamientos o formas de prevención de tantos males que atacan a la población y que muchas veces los esfuerzos fracasan, como resultado de la visión materialista y limitada que la gran mayoría de las áreas de la ciencia todavía tienen del ser humano..
 
Desde hace milenios, la humanidad ha procurado entender la cura de los males afectivos y emocionales de las personas, bajo la óptica física o religiosa, muchos profesionales aun tratan al individuo como un cuerpo físico, controlado por reacciones químicas y condicionamientos psicológicos.
 
El elemento principal –frecuentemente omitido o ignorado-, es que el ser humano no es el cuerpo físico y si, principio inteligente más allá de la materia, energía, forma, espacio y tiempo, el cual tiene su historia individual y rasgos personales establecidos desde sus vidas anteriores. Este principio inteligente, designado por muchos como: alma o espíritu es llamado conciencia en el área de la ciencia,  Concienciologia.
 
Jamás llegaremos a comprender plenamente al ser humano- ni siquiera su cuerpo y aun menos sus complejos procesos emocionales-,si no expandimos el conocimiento acerca de la conciencia, que realmente somos, mas allá de lo físico.
 
Era de la Melancolía
 
Según algunos autores, el siglo XX fue la Era de la Ansiedad y el siglo XXl se anuncia como la Era de la Melancolía, debido a los cuadros de depresión psicológica que aparecen con frecuencia creciente en segmentos cada vez más precoces. La psiquiatría afirma que la depresión, la angustia y la ansiedad están circunscritas a los llamados disturbios de la afectividad (Goleman 1.996).
 
Para el individuo ansioso, hay una sensación de urgencia permanente, que es necesario hacer algo y que no habrá tiempo de hacerlo.. Vemos estrecha relación de ese proceso con la idea subyacente de la tarea de vida o programación existencial no atendida. Hay muchos cuadros de melancolía (melin) encubiertos por la ansiedad. ¿Será el mecanismo de defensa de la desviación, una fuga de la causa real de la insatisfacción? El ataque de pánico esta considerado como un brote agudo de ansiedad (Kramer 1.995).
 
La fragilidad o falta de propósitos, la ausencia de metas y de decisiones con respecto a la evolución, alimentan emociones patológicas-auto asedio-.la cobardía evolutiva es una enfermedad grave (el derrotismo) y acostumbra a ser raíz de los cuadros de autodestrucción. Surge la “melin”, melancolía extrafisica o frustración hacia la vida humana, pérdida del sentido de la vida, depresión. La energía que debería ser utilizada para el crecimiento esta siendo dispersada por la auto culpa, (Guzzi 1.998)
 
Hay personas que pasan la vida con la eterna sensación de prisa, de pérdida de tiempo, de falta de tiempo, con la impresión de que el tiempo está escurriéndose entre sus dedos, viviendo una niebla mental auto inducida. Este disturbio emocional esta clasificado en el campo de las llamadas enfermedades del tiempo.
 
La calidad de la energía personal depende exclusivamente del Pen (intención del pensamiento), del Sen (sentimiento o emoción),  del E (energía),  cuando el descontento y el disgusto surgen, el individuo presenta una carencia afectiva insaciable. Personas poco desarrolladas desde el punto de vista afectivo, acostumbran a buscar la compensación de su vacío existencial en el consumismo desenfrenado y ponen a relieve los aspectos más inmaduros de la conciencia, intentando estafarse a sí mismo sobre las necesidades evolutivas, es pura pérdida de tiempo.
 
Posibles Salidas.
 
Siempre hay formas de actuar más saludables y se multiplican día a día ayudar a los demás como salida al dilema y utilizando la energía en algo más productivo, estudiar, reflexionar sobre la misión de vida, volcarnos a buscar el optimismo en cada realidad, incorporarse a una tarea asistencial.
 
La solución al problema esta en el uso del discernimiento (mentalsoma) que es la capacidad de saber lo que es mejor y separar lo que da más lucro evolutivo, de aquello que ya no sirve y dejarlo.
 
En esta etapa,   pensar por si mismo – autonomía pensenica-, en cuanto la persona aumenta su discernimiento y vislumbra una vida mejor y más productiva, lo importante es permanecer abierto y atento a las inspiraciones para recuperar ideas innatas del curso intermisito -que es el tránsito por esta vida y nuestra preparación existencial hasta que   nos corresponda partir a otro plano.

Toda fuerza es energía, toda energía es cambio, todo cambio es vida aunque parezca estar muerto.

Las bioenergias nos rodean, interactuamos con ellas constantemente, hay personas que las perciben claramente, otras no son tan conscientes de ellas, sin embargo, todas las utilizan. Nos relacionamos con la energía de otros seres humanos, de animales, plantas, viento, tierra, agua, todo es bioenergia.
 
La energía, no podemos crearla ni destruirla, podemos sí, transformarla. Todo el universo tiene energía, unas veces más densas, otras más sutiles, incluso un objeto inanimado lo agarramos y podemos observar que guarda energía del lugar donde fue fabricado, del antiguo dueño, de quien lo tuvo antes de llegar a nuestras manos.

Es muy común entrar en un lugar o visitar a alguien y notamos de inmediato la energía del ambiente, por lo general lo clasificamos en ambiente agradable, tranquilo, confortable o por el contrario de intranquilo, desagradable, tenso, recargado, sin uno saber por qué. Incluso podemos salir del lugar con malestar ¿Nunca se ha preguntado por qué nos ocurre esto?
 
Una conversación con una persona, intercambiar ideas o simplemente, hablar por teléfono nos carga profundamente ocasionándonos malestar, debilitamiento, la respuesta es que la energía de la otra persona o del lugar esta desequilibrada en términos de  bionergia y puede absorber las nuestras.
 
Hoy en día se habla mucho del cuidado del cuerpo físico, mantenimiento, nutrición, equilibrio, sin tomar en cuenta el cuido mas importante para afrontar la vida, el mantenimiento de la energías protegiéndolas de energías desagradables que puedan generar desequilibrio tanto física, como emocional.
 
Una forma de lograr mantenernos con una fuerza es en principio nuestra forma de actuar, nuestros pensamientos, hacerlos girar hacia el optimismo como actitud que genera cambios positivos , reconocer a las personas que se manifiestan como victimas, alimentarnos con energía inmanente, la que da la naturaleza. Existen otros procedimientos que debemos aplicar con lucidez como es la absorción y donación de bioenergias esto ya implica una técnica de enviar una fuerza “cabeza-pies, pies cabeza” repetidamente y generar un movimiento vibracional, luego esparcir esta fuerza propia hacia el lugar y el efecto es increíble, nada mágico es simplemente que abrimos nuestros chacras o puntos energéticos, recargamos nuestras fuerzas y esparcimos energía…

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.